Punta del Este tiene ese no sé qué. De un día para el otro, comenzó a ser más comentado que otras veces, pero en esta oportunidad, por escándalos que tienen como protagonistas -por desgracia- a argentinas.

Primero fue Lucía Celasco, quien se peleó violentamente con un vecino a la salida del boliche Tequila, lo que derivó en una denuncia policial de parte de la familia en contra de la nieta de Susana Giménez.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

#sábadodeamigas #losAngelesdecharly ???? @jazminmacino @florparise

Una publicación compartida por Olga Karina Jelinek (@karijelinek) el

Ahora, quien dio la nota fue nada más y nada menos que Karina Jelinek. Según trascendió, la modelo se agarró a las piñas con una amiga por un hombre. El violento episodio sucedió el viernes a la noche, en el mismo boliche del que salió Celasco aquel 1 de enero.

Las protagonistas habrían estado un tanto pasadas de copas en el VIP cuando surgió el comentario que detonó el escándalo. Sin embargo, pese a los tirones de pelos, trompadas, empujones e insultos, lograron calmarlas y controlar la situación.