Otra vez la violencia: una patota dejó en estado crítico a un joven de 17 años en Misiones

golpiza en misiones

Como mínimo, habrían sido seis los que lo golpearon hasta dejarlo inconsciente y tirado en la vereda. La víctima fue un adolescente de 17 años al que sus agresores no le tuvieron piedad. Lo golpearon hasta romperle los huesos. Alguien los conocía y eso permitió que cuatro de ellos fueran los primeros detenidos, mientras que dos restantes fueron buscados intensamente por la Policía hasta que fueron aprehendidos. El joven se encuentra en estado crítico internado en terapia intensiva del Hospital Madariaga.

Según pudo averiguar este diario en consulta con familiares y fuentes del caso, Valentín Maximiliano Monzón, se encontraba en un local bailable del centro de Apóstoles en compañía de su hermana y algunas amigas. Cuando llegó la hora de cierre se dispusieron a dejar el lugar. Salieron a pie y específicamente el joven acompañaba a una de las chicas hasta su casa. De repente vieron que se había desatado una corrida y ellos también corrieron. Apenas habían llegado a la intersección de las calles Alvear fueron alcanzados por una patota que arremetió a golpes contra el joven. Primero lo golpearon con un cascote en la cabeza, hecho que prácticamente lo puso knock out, y luego lo patearon por todo el cuerpo.

TE PUEDE INTERESAR:  Primer caso sospechoso de coronavirus en Misiones

Monzón no fue el único que fue agredido, dado que según se pudo saber, la gresca habría sido generalizada y hubo varios contusos a causa de los cascotes que fueron arrojados por quienes “salieron a buscar pleito”, según indicaron testigos del hecho.

El joven fue auxiliado por sus amigos y mientras uno daba aviso al padre de lo que había ocurrido una ambulancia se puso en camino. Lo cargaron y lo llevaron al hospital local. Tras ser revisado por el médico fue derivado a Posadas para que le realizaran estudios de mayor complejidad, para establecer de forma fehaciente la gravedad de las lesiones que había sufrido.

TE PUEDE INTERESAR:  Detuvieron a la “Yaqui” por vender droga en su casa y cerca de una escuela

Llegó al nosocomio de esta capital a las 7 y lo llevaron directo a terapia. El médico ordenó que se le practicara una tomografía computada. Este estudio dio cuenta que presentaba traumatismo de cráneo, rotura de maxilar inferior, rotura de tabique nasal, rotura de piezas dentales, contusiones en las costillas provocadas presumiblemente por puntapiés, brazo y antebrazo quebrado en tres partes.

“El médico que lo revisó nos explicó que temía que se le formara un coágulo en la cabeza e intentaban que no se duerma para que no se agrave su situación”, explicó la madre en diálogo.

Por otra parte remarcó que en un principio ella se alarmó porque le salía sangre por la nariz y el oído, “pero el doctor explicó que dentro de todo eso era bueno para que no se formaran coágulos, porque de lo contrario debería entrar a cirugía. Más allá de ello, estas primeras 24 horas serán críticas”, señaló la progenitora.

TE PUEDE INTERESAR:  Una nena de 10 años violada por su hermano dio a luz

Dijo también que le preguntó a su hijo qué fue lo que había sucedido “pero no se acordaba de nada”, a causa de los golpes.

El padre del joven radicó la denuncia y en base a averiguaciones y datos de testigos, efectivos del Comando Radioeléctrico de Apóstoles salieron en búsqueda de los sospechosos. Tres jóvenes de 19 años, dos de 18 y uno de 17 fueron arrestados en diferentes operativos.

Tomó intervención el Juzgado de Instrucción 4, desde donde se ordenó que cinco quedaran detenidos en sede policial. En tanto, el menor de 17 años, fue trasladado a la Unidad Penal IV de Posadas, donde permanecerá a disposición del Juzgado Correccional y de Menores N°2.