Morena Rial se las ingenia para conseguir trabajo pues debe mantener a su hijo, mientras su pareja, Facundo Ambrosioni hace lo propio como jugador de fútbol. Recientemente, la joven comenzó a vender productos de manera online.

Primero fueron artículos relacionados al cuidado personal y la belleza. Y ahora se sumó al staff de ventas de ollas Essen, las cuales promociona en sus redes sociales donde cuenta con más de un millón de seguidores.

Pero, una de las jefas se burló de ella y la mediática la escrachó en Instagram con nombre y apellido. “Qué feo que una ejecutiva avanzada (…) me minimice cuando acabo de empezar con mucha ilusión este maravilloso negocio”, escribió en una de sus historias.

“Así alentás a tu equipo”, finalizó el posteo de la hija del conductor de Intrusos, visiblemente molesta por haber sido ninguneada por parte de una integrante de la empresa. ¿Habrá sanciones?