Hace semanas que el mundo entero habla del coronavirus, y el pasado 11 de marzo la OMS (Organización Mundial de la Salud), declaró a la enfermedad como pandemia, debido a la cantidad de personas infectadas.

Según los expertos, el virus prácticamente no afecta a los niños. En China, donde se inició el COVID-19, no murió ningún menor. Sin embargo, en las últimas horas esta teoría quedó en duda.

Diferentes medios de comunicación a nivel global, confirmaron que en Inglaterra se dio un caso único hasta el momento: una bebé recién nacida en Londres dio positiva para el COVID-19.

El viernes por la noche por la noche, luego del nacimiento de la beba, madre e hija fueron tratadas en diferentes hospitales, según la prensa británica.

Unos días antes de dar a luz a la niña, la madre ingresó al hospital con una neumonía. Luego del parto, le realizaron las pruebas y dio positivo. Los médicos aún no saben si la beba se contagió durante el parto o estando todavía en el útero.