Un verdadero escándalo se armó en Mendoza en los últimos días y tiene como protagonista a la Reina de la Vendimia, Micaela Leiva quien violó la cuarentena al salir de fiesta con amigas y encima, burlarse en las redes sociales.

“Ni ahí con la cuarentena”, escribió una amiga de la representante y la compartió en sus redes sociales. Estaban en un lugar público y Leiva, sacando la lengua de manera burlona. La imagen se viralizó rápidamente y ella tuvo que salir a dar explicaciones.

En primera instancia negó el hecho. Manifestó que esa foto pertenecía a un tiempo pasado. Sin embargo, con el correr de las horas y ante las presiones, terminó confesando y pidiendo disculpas. De la misma manera, renunció a su cargo. Todo por escrito.

Quien se hizo eco de la situación fue el intendente de la ciudad, Ulpiano Suarez quien se expresó en Twitter: “Ella tiene una responsabilidad pública y debe dar el ejemplo. Debemos ser solidarios, responsables y tomar conciencia”.

Asimismo, el Ministerio Público Fiscal intervino de oficio e informó que también tomará medidas. A través de un comunicado, la fiscal Gabriela Cobos indicó que abrió un expediente y que la exsoberana de la ciudad será citada a la Unidad Fiscal una vez culminadas las medidas de aislamiento “para ser formalmente imputada”.