El “fantasma” del coronavirus ya apareció en la capital santiagueña y generó pánico en la población que ve con mayor temor el avance del virus en plena ciudad . El anuncio fue realizado por el Ministerio de Salud de esa provincia y avalado minutos después por el gobernador Gerardo Zamora en sus redes sociales.

“Se trata de una paciente joven de sexo femenino, proveniente de Perú”, comienza el comunicado y agrega: “La persona desde su llegada a la provincia, realizó rigurosamente el aislamiento preventivo, reportando síntomas a los 7 días de su arribo, por lo que el sistema de salud realizó el control e hisopado correspondiente”.

Sin embargo, a través de las redes sociales, varios santiagueños identificaron a la mujer como vecina de un barrio de la Capital y, a diferencia de lo enunciado por el Gabinete, denunciaron que no cumplía con la cuarentena obligatoria y que incluso, tenía a albañiles trabajando en la vivienda.

Capturas que comenzaron a circular en las redes sociales

Según informaron medios locales, la mujer identificada como Mariana Dorado viajó de vacaciones junto a un grupo de colegas contadores a Perú, la primera semana de marzo, más precisamente el 7. El 18 tenían pasaje para regresar a la provincia, sin embargo, quedaron varados en Lima donde solicitaron al Estado argentino ser repatriados.

De regreso a sus hogares, tuvieron que quedar en aislamiento obligatorio puesto que provenían de una zona de riesgo. “La paciente no tiene contactos estrechos, se encuentra en buen estado de salud y estuvo en todo momento con seguimiento médico en su domicilio donde continúa bajo supervisión”, revelaron desde el Gobierno.

Con este último caso confirmado, suman cuatro en la provincia: uno en la localidad de Bandera, dos en Selva y uno en la Capital. Por otro lado, desde la cartera de Salud descartaron 16 casos a la fecha y se investigan nueve sospechosos.

A nivel nacional, ascienden a 1.133 los infectados y 36 los muertos, luego de que se confirmara el deceso de un hombre que vivía en La Matanza y que se encontraba internado tras dar positivo al COVID-19.