NACIONALES

La titular de la ANAC, bajo la lupa por la polémica valija de Marcelo Tinelli

Luego de la polémica generada por la valija que recibió Marcelo Tinelli en su residencia en Esquel a través de un vuelo privado, una serie de internas políticas quedaron en evidencia. Una de las funcionarias que quedó bajo la lupa es Paola Tamburelli, titular de la ANAC (Administración Nacional de Aviación Civil).

La misma es sindicada como “facilitadora” del vuelo que había sido autorizado para trasladar medicamentos en una valija que, en cambio, habría contenido otros objetos, como ropa y hasta elementos de valor, informa el sitio Border Periodismo.

El vuelo de la empresa Baires Fly que el último viernes partió de Aeroparque rumbo al aeropuerto de Esquel fue una excepción en tiempos de restricciones en los servicios aéreos por la pandemia de coronavirus. No trasladó pasajeros sino una valija con objetos que recogió en la aerostación de localidad chubutense un colaborador de Tinelli y luego trasladó hasta el complejo familiar del presidente de San Lorenzo.

Una calificada fuente del citado medio, dijo que la Policía de Seguridad Aeropuertaria (PSA) revisó la valija en cuestión con un scanner y que no encontró medicamentos tal como expresaba la autorización pedida por la empresa de taxis aéreos, propiedad de Luis Grande, y autorizada por ANAC. No contenía ningún objeto prohibido por lo que pasó los controles.

Con todo, la fuente sostuvo que el maletín contenía «ropa que podía estar camuflando dólares«. Por ahora, la PSA no precisó el contenido de la misma pero está a la espera de los requerimientos del juez federal Guido Otranto, que interviene en una causa «por averiguación de delito» a raíz de la denuncia efectuada por el jefe del aeropuerto de Esquel, Luis Cavero.

La interna política detrás del “valijagate”

Justamente la primera interna que afloró por este hecho fue la que protagoniza el titular de la PSA, José Glinsky, un dirigente político con aspiraciones a gobernar Chubut, y la administración actual gobernador Mariano Arcioni.

«Lamentablemente nosotros nos enteramos de la misma manera que se enteró la prensa. Eso lo maneja la PSA, yo intenté comunicarme con el director que es José Glinski con el fin de saber cuál era el cometido. Es la segunda vez que nos meten un avión sin ningún tipo de autorización provincial, ellos alegan que es jurisdicción nacional. Nos meten un avión en una de nuestras ciudades«, disparó Federico Massoni, ministro de Seguridad de Chubut, a la radio local LU20.

Más allá de la interna política «de pago chico» -como resumió un vocero consultado-, hasta ese momento la provincia patagónica era una de las pocas que no tenía casos de coronavirus (el martes pasado se informó el primer infectado en Comodoro Rivadavia).

Con todo, la controversia más importante envuelve a la administradora nacional de la ANAC, Paola Tamburelli, que asumió en enero impulsada por el senador camporista Mariano Recalde -ex titular de Aerolíneas Argentinas-, relegando a sectores del albertismo con pretensiones de asumir en ese organismo.

La relación de Tinelli con la titular del ANAC

Es que la funcionaria ya había sido directora en la entidad entre 2007 y 2016 cuando supo construir una «estrecha relación» con Marcelo Tinelli, según la calificada fuente consultada por este medio.

De ese vínculo habría salido la autorización para el vuelo del último viernes en momentos en que el organismo en cuestión -que en teoría depende del ministerio de Transporte pero que en los hechos funciona de manera autónoma-, ha frenado todos los vuelos de transporte aéreo no regular y sólo autoriza excepciones como servicios sanitarios o humanitarios.

La comunicación de autorización del vuelo habría sido enviado a Esquel -según relata Emiliano Risso -por un funcionario llamado Maximiliano Soba, que depende de Oscar Doniquian, director nacional de seguridad operacional, el segundo de Tamburelli.

«Donikian responde a Tamburelli así que seguramente ella dio la autorización. Paola hace más de 10 años que lo conoce a Tinelli y, al parecer, éste le avisó que iba a contratar a Baires Fly, de quien es cliente habitual, para ese vuelo«, indicó la calificada fuente del sector aéreo consultada que indicó que seguramente «los gremios, molestos con Tamburelli al igual que varios jefes aeropuortarios, avisaron a Esquel del vuelo con la valija» .

La familia Tinelli había llegado a Esquel pocos días antes que Alberto Fernández decretara la cuarentena en un Gulfstream 450. «Sabían del plan de vuelo que tenia como destinos Esquel y eventualmente Bariloche y avisan al jefe del aeropuerto que hace la denuncia porque medicamentos no había. Ahora debería haber algo valioso para contratar un vuelo de 17 mil dólares«, concluyó la fuente consultada.

 

Tags
Back to top button
Close