Ayer, Ramona Medina, la referente de la Villa 31 de Retiro que había denunciado la falta de agua en el barrio, murió tras haber permanecido internada tres días por coronavirus. Ante la noticia, figuras de diferentes sectores se manifestaron, entre ellos, Juan Minujín.

Hace dos semanas nada más, la mujer había mostrado que en la 31 el agua seguía faltando, y que eran una población de riesgo debido al hacinamiento. Además, aseguró que el gobierno porteño brillaba por su ausencia y que nadie se estaba ocupando de ellos.

Tras enterarse del fallecimiento de Ramona, Juan Minujín se expresó a través de Twitter: “Esta mañana murió Ramona, la vecina de Villa 31, referente de La Garganta, que había denunciado la falta de agua durante días. Seguramente su suerte hubiera sido otra si el barrio tuviera garantizado los recursos básicos para enfrentar la pandemia Abrazo fuerte a @gargantapodero”.

Por su parte, Ofelia Fernández también se hizo eco de la noticia: “Hace semanas el barrio y Ramona pedían que los cuiden, sin agua y con un virus empezando rápidamente a propagarse pidieron que los salven, y ahora vemos que para todo fue tarde. El abandono es tragedia, y el gobierno de la ciudad es responsable. Fuerza”.

“NOS MATARON A RAMONA. Apretando los dientes, golpeando el teclado, mordiendo la rabia y escupiendo lágrimas, nos toca escribir ahora esta mierda, para gritar todo eso que Ramona ya gritó. No vamos a parar, hasta que paguen los responsables! NO PODEMOS MÁS. #JusticiaPorRamona”, escribieron desde la cuenta de “La garganta poderosa”.