Los casos de coronavirus siguen teniendo en estado de alarma a Buenos Aires. Ahora, Alberto Fernández confirmó que en el AMBA sólo los trabajadores esenciales podrán usar el transporte público. La medida comenzará a regir a partir de la medianoche del jueves y tiene el objetivo de reducir el movimiento para controlar la curva de contagio.

En esta misma línea, analizó que la suba de las infecciones está atada a las flexibilizaciones que se dieron en las últimas semanas y volvió a aclarar que no hay dilema entre economía y salud.

Tras una reunión con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, en Olivos, Alberto Fernández remarcó que “ha aumentado la movilidad, los contagios y la ocupación hospitalaria de un modo que nos llama la atención. Hay que estar atentos y actuar en consecuencia”.

El presidente aseguró que la modificación en la utilización del transporte público tiene como objetivo “ponerle un freno a la mayor circulación” porque quedó demostrado que el mayor movimiento generó un aumento de los contagios de coronavirus en la Ciudad y Provincia. Por eso, anunció que a partir de la medianoche del jueves “solamente pueden utilizar el transporte público los trabajadores esenciales”.