Los dos detenidos mayores, identificados como Luis Sebastián Carnero y Matías Vladimir Zamudo, negaron haber participado en el hecho caratulado “homicidio en ocasión de robo” ante la fiscal María Julia Botasso, de la UFI 1 del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil de Quilmes.

Mientras, los dos menores acusados se negaron a declarar por recomendación de sus defensores, según trascendió.

Uno de los menores tenía un pedido de captura por el delito de “robo” desde el 17 de mayo del 2019, a requerimiento del Juzgado Correccional Criminal Federal 20 de Capital Federal.

Este lunes, familiares, amigos y vecinos de la víctima marcharon en Quilmes y reclamaron Justicia por el crimen.

Durante la manifestación, una tía de la joven de 23 años, aseguró que los delincuentes la mataron porque la reconocieron como policía, ya que le dijeron “ella es ‘cobani’ y le pegaron un disparo en el pecho”.

Las detenciones fueron realizadas este lunes en el barrio Obispo Jorge Novak, de Quilmes, por solicitud de la fiscal Karina Gallo de la UFI 4.

El crimen ocurrió el pasado domingo alrededor de las 7:00, en el momento en el que Romero iba junto a un amigo, vestida de civil y en situación de franco de servicio, a un kiosco situado en 395 y Carlos Pellegrini, de Quilmes, y ambos fueron sorprendidos por los delincuentes que se movilizaban en motos.

Fuente Noticias Argentina