Coni Mosqueira, modelo y pareja de Alejandro Fantino se refirió en su cuenta de Instagram al padecimiento que atravesó con el coronavirus.

Pensaba que no me lo iba a agarrar, o que si me lo agarraba iba a ser asintomática, o que la iba a pasar como una gripe normal. ¡Pero no! Ya puedo contarles que fue la semana más dura que me tocó vivir“, arrancó escribiendo Coni en un posteo de Instagram.

Y agregó: “No tengo ninguna complicación preexistente, me alimento sano, hago deporte, soy joven, tengo 27 años, no fumo, no bebo, y así y todo, este bicho  me la hizo parir como nunca. Tuve dolor de cabeza y dolores corporales como nunca tuve antes. Dolores en músculos que ni siquiera sabía que existían. Me dolían las cervicales, la espalda, la nuca, el ciático, la cintura, las costillas , las piernas, los ojos… tanto que no soportaba ni la pantalla del celular, ni la tele ni la misma luz del velador. No tuve fiebre en ningún momento, pero si mucho miedo, mucha incertidumbre, uno piensa que no es nada, pero cuando lees el ‘detectable’… me asusté muchísimo“.

También alentó a la gente que persista en el cuidado y el respeto de las normas de distanciamiento: “El saber que tenés adentro tuyo el virus que tiene atemorizado a todo el mundo y que mató a tanta gente, y la incertidumbre de no saber cómo miércoles puede reaccionar en tu cuerpo. Arranque sin síntomas, pensando que iba a ser asintomática. Pero en el día 3 arrancaron los dolores y cada vez más fuertes. Y mucho cansancio, agotamiento extremo, Todavía sigo teniendo dolores leves, pero ya en plena curación y sintiéndome cada día mejor. Cuídense. No es joda y si les pasa a descansar, dormir y pensar en cosas lindas y luminosas hasta que se vaya. usen tapabocas, lávense la manos, mantengan la distancia social“.

Y concluyó: “Y gracias a todos por preocuparse y sus lindos mensajes, ¡cargan de energía! Cada mimo que se le da a alguien enfermo es regalarle energía que le hace bien. Tirar buena onda y lindos augurios solo mejora a quien lo tiene. Acá seguimos, descansando, comiendo bien, y escuchando más mantras que nunca.  gracias por todo y de todo se aprende. No quiero asustar, solo cuento mi experiencia. Les mando un beso grande y gracias de nuevo“.

 

Fuente MDZOL