La tercera ronda del Cantando 2020 sigue su rumbo en la pantalla de El Trece y en la noche del miércoles le tocó el turno a Lola Latorre y a Lucas Spadafora. La pareja eligió «Deja de llorar», de El Polaco. Justamente, el cumbiero mantuvo una fuerte relación amorosa con Karina La Princesita y juntos tuvieron una hija a la que llamaron Sol. Más allá de eso, la jurado disparó contra su ex cada vez que tuvo la oportunidad.

En primera instancia, antes de la presentación de la pareja más joven del certamen, Ángel de Brito les preguntó si habían hablado con el dueño de la canción. “¿Hablaron con El Polaco? ¿Les dio algunos tips?”, quiso saber el conductor antes de que su trabajo sea juzgado por la mirada de la propia Karina, Moria Casán, Nacha Guevara y Pepito Cibrián. “No, El Polaco no quiso venir. Mamá le escribió y no quiso venir. Pero bueno, tenemos compañía”, respondió la hija de Yanina Latorre.

En ese entonces, la cámara enfocó a Karina gesticulando una frase con sus labios que se pudo leer con claridad: «Mala onda, ¡qué mala onda», dijo. Luego de la actuación de los chicos, la cantante de «Fuera» tenía algo más para decir acerca del papá de su hija. «El Polaco tiene mucha energía, pero no es ‘El gran cantante’. Ustedes lo cantaron mejorcito», aseguró la jurado ante la sorpresa de todos en el piso.

Rápidamente, ella quiso aclarar su parecer y llenó de elogios al papá de su hija, anticipándose a lo que podría decirse en las redes sociales sobre sus declaraciones. «Sin embargo quiero aclarar que el Polaco es un crack, se para acá y te mueve 80 mil personas», reveló, aunque no pudo evitar los comentarios acerca de la relación que la une a su ex pareja, a quien ya le había tirado un palito durante el pasado fin de semana.

«Che, ¿qué dijo el Presidente ayer», se preguntó Karina La Princesita este último sábado. «¿Seguimos en cuarentena? No sé por qué siento como que ya no. Como que todo volvió a la normalidad, ¿no? Ni barbijos veo ya», cerró su mensaje la jurado del Cantando. Muchos pensaron que esto era en alusión a la fiesta que organizó El Polaco. Algo similar había sucedido cuando Barby Silenzi, la pareja del cumbiero, armó una celebración para Elena, la hija que tuvo con Francisco Delgado.