La iniciativa pretende endurecer los estándares para obtener el consentimiento de las personas e incorporar mecanismos para que revocar esa aprobación sea igual de fácil y accesible que la forma en la que se prestó en primer lugar.

A su vez, el proyecto de ley “privilegia la protección de los niños, niñas y adolescentes e incorpora el derecho al olvido y otras nociones novedosas como datos biométricos y datos informatizados y disociación de datos”, según se informó este jueves a la prensa.

“La ley vigente (Nº 1845) quedó obsoleta en solo 15 años producto de la vertiginosidad de la revolución tecnológica. Es hora de llevar la regulación sobre los datos de las personas a los tiempos que corren”, consideró Fidel.

“En cuanto al consentimiento, estamos llevando los estándares al nivel de lo exigido por el Parlamento Europeo que es lo más avanzado en el mundo en esta materia y ha obligado a adaptarse a las grandes empresas tecnológicas de nuestro tiempo”, agregó la legisladora. El proyecto ya recibió el apoyo del bloque de Confianza Pública.

Fuente Noticias Argentina