Los vecinos del barrio Néstor Kirchner están cansados de la inseguridad con la que conviven día a día. Aseguran que la oscuridad que hay en la zona ayuda a los delincuentes a robar impunemente. La zona está lindante a las casas no entregadas de Manantial Sur.

“No se puede vivir por la oscuridad que hay ahí. Estamos en la boca del lobo. Ayer hubo robos durante todo el día a un montón de gente. Ya no podemos salir”

“Vivimos con inseguridad. Nos falta el agua, la luz, hay basura por todos lados. Ya se robaron todo del barrio Manantial Sur. No hay policías que cuiden. Los delincuentes se esconden en las casas deshabitadas”.