El 4 de junio de 2019, a la madrugada, dos personas encapuchadas arrojaron un artefacto incendiario casero con temporizador que provocó daños en dos móviles del Cuerpo de Tránsito de la fuerza porteña, ubicados en la intersección de la avenida Belgrano y la calle Urquiza.

De inmediato, se iniciaron las actuaciones judiciales y la División Operaciones del Departamento Antiterrorismo de la Policía de la Ciudad comenzó la investigación para dar con los delincuentes.

Así se estableció que los hombres habrían ingresado a un hotel de la zona luego de cometer el ilícito y se logró dar con testigos presenciales que identificaron a los imputados pudiendo individualizarlos.

La Fiscalía en lo Penal, Contravencional y de Faltas número 17 dejó el caso en manos del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional número 4, Secretaría número 7, que dispuso que continúe la investigación para dar con el paradero de los involucrados.

De esta manera, se pudo establecer que una de las personas se encontraba viviendo con una pareja en el barrio porteño de Palermo, mientras que el segundo alternaba entre dos domicilios en la localidad bonaerense de Merlo.

El magistrado a cargo del caso dispuso el allanamiento en los tres domicilios involucrados y finalmente se logró la detención de ambos imputados como así también el secuestro de una escopeta, un revólver calibre 32, una pistola calibre 22, un arma de aire comprimido calibre 5.5, municiones y la ropa que usaron al momento del hecho.

Fuente Noticias Argentina