Fede Bal tuvo una noche para el olvido en Masterchef Celebrity. Ya dejó en claro que no es muy amigo de la cocina, por lo que cada programa es un gran desafío para él. Sin embargo, siempre le busca la vuelta y logra al menos llegar a presentarles los platos terminados al jurado. Este lunes volvió a tener inconvenientes para la que encontró una solución poco convencional que tuvo como víctima a un personaje de Star Wars.

La consigna de la gala era preparar postres infantiles y desde la producción llevaron como guía a la prestigiosa repostera Isabel Vermal. A Fede Bal le tocó hacer un pionono bicolor. Parecía sencillo, pero el transcurso de los minutos demostró lo contrario. El mediático tuvo múltiples dificultades en la preparación del postre y decidió improvisar haciendo nada más y nada menos que un Baby Yoda.

«Mi consigna era hacer un pionono bicolor, como me dijo que los piononos no tienen por qué ser arrollados armé una base», quiso defenderse Fede Bal. Pero a medida que los evaluadores empezaron a indagar concluyeron en que bajo ningún punto de vista era un pionono. Sin embargo, la seriedad terminó en carcajadas cuando los jurados tuvieron que probar el intento de Baby Yoda.

No solo la decoración fue fea para los cocineros, sino que también apuntaron contra la preparación. «Voy a probar por delicadeza», dijo entre risas Donato De Santis y al verle la cara a su colega Damián Betural acotó: «Imagino que debe ser la misma textura que comer goma eva». Rápidamente Fede Bal retrucó diciendo que nunca comió goma eva, pero que admitió que seguramente tiene un sabor similar.

Cuando llegó su turno, Germán Martitegui sorprendió con una amigable devolución. «Si yo fuera tu hijo, Dios me libre, estaría contento en mi cumpleaños. Te estoy diciendo cosas lindas, me tiraría de cabeza a eso. Sos un poco infantil, toda tu actitud lo es, y eso está montado en tu decoración», le dijo el chef a Fede Bal. No obstante, este hizo mea culpa y reconoció que debe esforzarse más porque no es niño.