Este miércoles todos los usuarios de WhatsApp recibieron una notificación donde se señalan los nuevos términos y condiciones que comenzarán a regir. A partir del 8 de febrero entran en vigencia las nuevas normativas que fueron informadas de manera escueta a quienes utilizan la plataforma como medio de contacto. Para continuar utilizando los servicios, es necesario que se acepten las políticas, sino no se permitirán los intercambios de mensajes.

De acuerdo con el anunció que realizó la aplicación de mensajería, las próximas actualizacionesrecopilarán datos e información sobre diferentes aspectos. Según lo informado, estos serán:

– El servicio de WhatsApp y cómo se tratan los datos

– Cómo las empresas pueden usar los servicios alojados de Facebook para almacenar y administrar sus chats de WhatsApp

– La nueva asociación con Facebook para ofrecer integraciones en los productos de las empresasque utilizan la red social

Estas disposiciones de WhatsApp dejan en claro cuáles son las intenciones de Mark Zuckerberg, dueño de las redes sociales y de mensajería. De esta manera, su empresa manejará el intercambio de datos, que posteriormente se cruzará con empresas que tengan interés en determinado público. Tal es así que en los App Store comenzó a aparecer una etiqueta que informa que es un servicio que “recolecta contactos, datos comerciales, la IP y la ubicación geográfica”.

El malestar de quienes lo usan

Es difícil encontrar en el entorno cercano una persona que no tenga a su disposición un teléfono con el servicio de mensajes disponible. Cada vez son más los dispositivos disponibles para una optimización del uso. Es por esto que a quienes lo utilizan les llamó la atención esta nueva manera de controlar las comunicaciones propuesta por el empresario. Fue así que el nombre de la app se convirtió en tendencia en Twitter para reclamar por esto.

WhatsApp generó revuelo entre los tuiteros que llenaron de memes la red social del pajarito, asegurando que a pesar de temer por el control que ejerce la empresa, aceptaron las condiciones. Al haberse convertido en un servicio necesario, esto genera que millones sean los que ofrezcan sus datos personales y de consumo para mejorar la información de diversas empresas. Pero esto parece no ser tan grave para todos aquellos quienes usan su forma de comunicar.

Fuente Voces criticas