En Córdoba, una familia tuvo que pasar un dramático momento cuando un niño de seis años que jugaba se accidentó con el secarropas el cual le tomo el brazo derecho.

El menor fue llevado desde su casa de barrio Patricios hasta el Hospital Infantil donde no pudieron salvarle su brazo y lo perdió por completo.

Según contó la mamá, Santino dijo en ese momento que se había intentado sostener cuando se estaba cayendo: “Había agua y me resbalé y me caí ahí arriba, eso giraba y giraba y yo quería sacar mi manito. Cuando saqué la saqué, me golpeé con la mesa”, relató.

Actualmente, Santino se encuentra internado en sala común y espera recibir el alta médica en los próximos días.

Ahora su familia busca recibir la ayuda para la compra de una prótesis que le permita mejorar su calidad de vida.

(Fuente: Telefe Noticias)

Fuente Tiempo de San Juan