El Ministerio de Salud de la Nación informó este jueves 1 de abril de 2021 que, en las últimas 24 horas, se registraron 83 muertes y 14.430 nuevos contagios de coronavirus. De esta manera, el total de infectados desde que comenzó la pandemia asciende a 2.363.251 y las víctimas fatales son 55.941.

Según indica el parte epidemiológico, en Argentina hay 3.639 personas con coronavirus internadas en terapia intensiva. El porcentaje de ocupación de camas a nivel nacional es del 55,8% y en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) del 61,6%.

Por otra parte, en las últimas 24 horas fueron realizados 52.292 testeos y desde el inicio del brote se llevaron a cabo 8.932.772 pruebas diagnósticas para esta enfermedad. A la fecha, se registran 195.044 casos positivos activos en todo el país y 2.112.266 recuperados.

“Creemos que empezamos la segunda ola, con un aumento sostenido de casos, lo que genera preocupación”, dijo esta mañana Carla Vizzotti, ministra de Salud de la Nación.

“Sabemos que las actividades productivas con protocolo no son la fuente de infección, entonces cerrarlas sin transmitirle a la población que la fuente de infección son las reuniones sociales, nos va a dejar con la misma cantidad de casos pero sin producción”, indicó.

La funcionaria sostuvo que el gobierno nacional apunta a “minimizar esas situaciones, y tomar medidas para desalentar las reuniones de este tipo, pero es necesario hacerlo en forma “precoz” La otra estrategia será vacunar lo antes posible a los mayores, “porque el 80% de los fallecidos tiene más de 60 años, mayormente más de 70 años”.

En diálogo con AM 530, la ministra destacó que “hay varias provincias que han superado el 50% en la vacunación en mayores de 80 años y cerca del 40% en mayores de 70 años y seguirán por ese camino”.

También recordó que es en “los grandes aglomerados urbanos” donde siempre empiezan a aumentar los casos, y que hay no hay que olvidar que “ningún país ha podido interrumpir la circulación del virus”.

Vizzotti destacó que el año pasado, cuando comenzó la pandemia, se pudo trabajar para disponer de más camas de terapia intensiva y respiradores, lo que permitió ampliar la capacidad sanitaria, y recordó que se suma el hecho de que “el 90 por ciento del personal de salud recibió la primera dosis de vacuna” contra el COVID-19, y la mitad de ellos también la segunda dosis.

Fuente Tiempo de San Juan