Por una brutal golpiza a su joven hija, denuncian a un padre tucumano

captura video 901174 184501

Una brutal golpiza en la cara que le causó múltiples fracturas en la nariz fue la última agresión que decidió soportar. Tras ese violento ataque, una joven tucumana denunció en la policía al agresor, su papá.

A partir de ahí, el calvario no cesó. Su propio padre la siguió hostigando y amenazando pese a que le impusieron una perimetral. Mientras, ella se sentía abandonada por el Estado al que le pidió protección, según relata en las redes sociales, Florencia Martínez, hermana de la víctima.  

“Estamos asustadas, recibimos amenazas constantemente. Mi papá actualmente tiene una perimentral, pero la rompe. Además la dejó sin techo y sin trabajo”, denuncia la joven en un video que publicó en su cuenta de Instagram.

“Tenemos miedo y no quiero, en dos semanas, estar rondando la plaza Independencia pidiendo justicia por su muerte. Pido ayuda. La justicia acá no funciona”, reclama entre lágrimas Florencia.

La víctima hizo la denuncia en la Comisaría de la Mujer el pasado 5 de junio, cinco días después del ataque que la llevó directamente a una cirugía de emergencia, porque las fracturas en la nariz le habían producido coágulos en la cara que ponían en riesgo su salud.

“No es la primera vez que violenta a mi hermana. La violentó toda su vida. Pero es la primera vez que ella se anima a hacer una denuncia, porque es ahora es distinto, ella tiene dos hijas”, cuenta Florencia en diálogo con LA GACETA.  

La joven dice que decidió exponerse porque desde que se hizo la denuncia, su hermana no recibe acompañamiento, sigue angustiada y el abogado asignado ni siquiera leyó el expediente.

Florencia recuerda que toda su vida, en su familia, se vivió entre agresiones. “Yo viví lo mismo, pero siempre con la que se desquitó fue con ella. La violentó físicamente. Es más, estando embarazada la tiró de las escaleras”, cuenta la joven, quien vive y trabaja en Buenos Aires, pero que en los últimos días decidió volver a Tucumán para ayudar a su hermana.

Desde aquel episodio en el que le fracturó la nariz, la víctima quedó fuera de su casa, por lo que ahora pelea no solo por su seguridad sino por sus pertenencias, en especial por las cosas de sus hijas, mellizas de un año.  Además, la mujer quedó sin su trabajo: junto con su padre tiene una ferretería.

“Hasta ese momento vivía con él, pero lo sucedido pasó en la casa de la expareja de mi papá y desde entonces la dejó afuera”, explica Florencia. Su papá, además, envió a un familiar para amenazarlas y decirles que si levantaban la denuncia podrían obtener nuevamente las cosas de las bebas.

Hoy la repercusión del video en Instagram llegó la Fiscalía de Género III y la Justicia requirió la detención del padre, según la joven.

“Nos duele la situación, porque no deja de ser nuestro papá. Pero somos conscientes de que la prioridad es darles seguridad a mis sobrinas”, manifiesta y a la vez pide ayuda para su padre. “Estoy triste. Intento ser fuerte, pero espero que haya justicia y que él también tenga ayuda psicológica”, reclama la joven.

FuenteLa Gaceta