Con un manual “del buen sindicalista”, Patricia Bullrich lanzó una confederación de trabajadores y empleadores


Con un “decálogo del Buen Sindicalista”, Patricia Bullrich lanzó este jueves su Confederación de Trabajadores y Empleadores con la ambiciosa idea de hacerle frente al gremialismo tradicional. En ese espacio, dijo la titular del PRO, “se discutirán leyes laborales” y cambios en los convenios.

“Es un encuentro de gremialistas, trabajadores y empresarios, para discutir las leyes laborales, trabajar para que haya más empleo registrado y que se puedan facilitar las condiciones laborales, que se modernicen los convenios, que los sindicalistas se hagan cargo de los patrimonios con los propios y cuidar la plata de los trabajadores”, expresó Bullrich .

La ex ministra de Seguridad acompañó a Marcelo Peretta, titular del sindicato de Farmacéuticos y Bioquímicos, en la inauguración de la sede de la CTE, como se conoce por sus siglas al naciente sello gremial mixto, proyecto del que también participa Florencia Arietto.

Fiel a su discurso histórico -desde aquella recordada discusión televisiva con Hugo Moyano en el programa de Mariano Grondona- Bullrich crítico severamente en acto de apertura al gremialismo actual porque “le hace más al país”.

Marcelo Peretta y Patricia Bullrich en el lanzamiento de la Confederación de Trabajadores y Empleadores.

“Los gremios responden a partidos, son la pata sindical de un movimiento y dicen ‘este gobierno es mío, este no’. Eso le hace mal al país. Hay que terminar con eso, y justamente la CTE plantea prácticas distintas”, recalcó Bullrich.

En ese sentido, denunció la “expulsión de trabajadores del mundo laboral” actual y señaló que uno de los objetivos de la confederación y su llamativo decálogo es combatir “la concepción retrógrada” del modelo sindical vigente. 

También cuestionó la escasa renovación de los puestos jerárquicos sindicales. “Los cargos no son de por vida”, dijo, a la vez que denunció que “el padre le deja el sindicato al hijo como si fuera una empresa familiar“. No necesitó mencionar al clan Moyano para marcar el ejemplo.

El lanzamiento llega días después de que la Justicia procesara a cinco dirigentes cercanos a Moyano por bloquear las actividades de una empresa transportadora en reclamo de la presencia de Camioneros en la comisión interna, en uno de los tantos episodios de obstaculización sindical en las puertas de empresas en el Gran Buenos Aires

Florencia Arietto, del Movimiento Anti-Bloqueos y ahora cercana a la CTE.

Justamente, ante esos hechos, los empresarios se reunieron en un “frente antibloqueos” para enfrentar las “maniobras extorsivas” que llevaba adelante Camioneros. Arietto, que participa de la organización de la CTE, también intervino en esos conflictos, con su asesoramiento y la representación legal de una de las firmas afectadas, en Esteban Echeverría.

El Decálogo del Buen Sindicalista

Además del rutilante apoyo de Bullrich, la Confederación de Trabajadores y Empleadores cuenta en su lanzamiento con un llamativo documento: “El Decálogo del Buen Sindicalista”. En él concentra los 10 mandamientos para la construcción de un “neosindicalismo”. Algo así como un manual antigordos, la definición clásica de los capos gremiales enquistados por décadas en el poder cegetista.

Se trataría de “un aporte a la evolución sindical y a la mejora de las prácticas para favorecer la sindicalización y registración laboral con movilidad ascendente. Diez principios para guiar la conducta de los neosindicalistas“, de acuerdo a la definición que brinda la propia CTE.

Bloqueo de una empresa en el sur del Gran Buenos Aires. Foto Rolando Andrade Stracuzzi

El listado apunta a la alternancia en los cargos y la paridad de género en las empresas. En este último caso, aclara que es “un proceso integral que conciba y respete las diferencias, fortalezas y debilidades entre géneros, no una imposición legal“. También incluye críticas a los bloqueos de las empresas, los cambios en el convenio, la defensa de la empresa y la capacitación de los jefes sindicales.

A continuación, el Decálogo del Buen Sindicalista completo:

  1. No se “atornilla” al cargo y permite la participación de otras listas.
  2. Promueve la incorporación de mujeres.
  3. Asume con su patrimonio las decisiones institucionales.
  4. No bloquea calles ni el ingreso o salida de la gente.
  5. No roba afiliados.
  6. No es empresario.
  7. Moderniza los convenios.
  8. Defiende la fuente laboral y el progreso de la empresa.
  9. Se capacita y promueve más esfuerzo.
  10. Impulsa nuevas organizaciones para defender nuevos empleos.

DS​



Source link

Exit mobile version