El Banco convocó un nuevo paro para mañana viernes 10 de diciembre, sin presentarse en los lugares de trabajo, en todas las sucursales del Banco Santander. Tucumán se adhiere a la medida de la fuerza, contra el cierre de sucursales de este banco.

Según el sindicato, Banco Santander vuelve a amenazar el empleo de miles de argentinos. La entidad insiste en cerrar 100 sucursales, subcontratar tareas y no pagar el bono anual.

En el marco del Pleno de Secretarios Generales del sindicato, se decidió realizar este viernes una huelga y movilización a nivel nacional en todas las delegaciones de Santander, sin comparecencia en el lugar de trabajo.

“No vamos a permitir esta violación de los derechos de los compañeros”, dijeron los dirigentes tucumanos. Carlos Cisneros, Secretario de Administración Nacional, y Cecilia Sánchez Blas, Secretario General de la Sección Tucumán.

El cierre de estas sucursales dejará en la calle no solo a los empleados bancarios, sino también a trabajadores de diferentes sectores, como oficinas y seguridad. Durante la paralización de actividades, no se atenderá al público.

El Banco convocó un nuevo paro para mañana viernes 10 de diciembre, sin presentarse en los lugares de trabajo, en todas las sucursales del Banco Santander. Tucumán se adhiere a la medida de la fuerza, contra el cierre de sucursales de este banco.

Según el sindicato, Banco Santander vuelve a amenazar el empleo de miles de argentinos. La entidad insiste en cerrar 100 sucursales, subcontratar tareas y no pagar el bono anual.

En el marco del Pleno de Secretarios Generales del sindicato, se decidió realizar este viernes una huelga y movilización a nivel nacional en todas las delegaciones de Santander, sin comparecencia en el lugar de trabajo.

“No vamos a permitir esta violación de los derechos de los compañeros”, dijeron los dirigentes tucumanos. Carlos Cisneros, Secretario de Administración Nacional, y Cecilia Sánchez Blas, Secretario General de la Sección Tucumán.

El cierre de estas sucursales dejará en la calle no solo a los empleados bancarios, sino también a trabajadores de diferentes sectores, como oficinas y seguridad. Durante la paralización de actividades, no se atenderá al público.

El Banco convocó un nuevo paro para mañana viernes 10 de diciembre, sin presentarse en los lugares de trabajo, en todas las sucursales del Banco Santander. Tucumán se adhiere a la medida de la fuerza, contra el cierre de sucursales de este banco.

Según el sindicato, Banco Santander vuelve a amenazar el empleo de miles de argentinos. La entidad insiste en cerrar 100 sucursales, subcontratar tareas y no pagar el bono anual.

En el marco del Pleno de Secretarios Generales del sindicato, se decidió realizar este viernes una huelga y movilización a nivel nacional en todas las delegaciones de Santander, sin comparecencia en el lugar de trabajo.

“No vamos a permitir esta violación de los derechos de los compañeros”, dijeron los dirigentes tucumanos. Carlos Cisneros, Secretario de Administración Nacional, y Cecilia Sánchez Blas, Secretario General de la Sección Tucumán.

El cierre de estas sucursales dejará en la calle no solo a los empleados bancarios, sino también a trabajadores de diferentes sectores, como oficinas y seguridad. Durante la paralización de actividades, no se atenderá al público.

El Banco convocó un nuevo paro para mañana viernes 10 de diciembre, sin presentarse en los lugares de trabajo, en todas las sucursales del Banco Santander. Tucumán se adhiere a la medida de la fuerza, contra el cierre de sucursales de este banco.

Según el sindicato, Banco Santander vuelve a amenazar el empleo de miles de argentinos. La entidad insiste en cerrar 100 sucursales, subcontratar tareas y no pagar el bono anual.

En el marco del Pleno de Secretarios Generales del sindicato, se decidió realizar este viernes una huelga y movilización a nivel nacional en todas las delegaciones de Santander, sin comparecencia en el lugar de trabajo.

“No vamos a permitir esta violación de los derechos de los compañeros”, dijeron los dirigentes tucumanos. Carlos Cisneros, Secretario de Administración Nacional, y Cecilia Sánchez Blas, Secretario General de la Sección Tucumán.

El cierre de estas sucursales dejará en la calle no solo a los empleados bancarios, sino también a trabajadores de diferentes sectores, como oficinas y seguridad. Durante la paralización de actividades, no se atenderá al público.