El Municipio de San Miguel de Tucumán presentó en el inicio de esta semana el Presupuesto 2022 al Concejo Deliberante, el cual oscila entre los 25 mil ochocientos millones de pesos y destinará un 40% del monto total a obras públicas.

“Es una cifra récord lo destinado a obras y servicios. Los salarios sólo significan el 47% del presupuesto, para poder dejar liberado el resto para prestar los servicios a la comunidad. Es un presupuesto austero y sustentable”, manifestó Daniel Viña, secretario de ingresos municipales de la Capital, en diálogo con Los Primeros.

Respecto a nuevos tributos en San Miguel de Tucumán, Viña aclaró: “No vamos a aumentar impuestos ni tenemos previstos nuevos tributos. Lo único que se hace anualmente como cobertura de la inflación es actualizar la base imponible del CISI. Estamos en contra del Consenso Fiscal, es una vergüenza para una sociedad argentina tan golpeada tributariamente”.

Desde la intendencia apuntan a un trabajo importante de repavimentación en la Capital provincial y la pronta inauguración del centro de monitoreo en los primeros días de enero. Por otra parte, el municipio seguirá la línea de negociaciones de la provincia respecto a los aumentos a empleados municipales y pagará la última cuota del bono en enero junto al sueldo de los trabajadores.