Alertados por una llamada, aparentemente de los vecinos, un móvil policial se aproximó a la dirección mencionada donde se encontró con las niñas de 8, 10 y 11 años, solas en la vivienda y con signos de haber sido víctimas de golpes.

En el momento que los efectivos se encontraban verificando la situación, se aproximó una mujer de 23 años domiciliada en calle Congreso 4.000 de la capital, quien se identificó como tía de las menores y hermana de la progenitora

, la cual se acercó para saber porque causa el móvil se hallaba en la casa de sus sobrinas.
image.png

Se investiga un nuevo caso de maltrato infantil.

La mayor de las niñas les comentó que estaban solas desde hacía dos días ya que su madre se había retirado y no regresó. Mientras, la joven expuso a la policía que sospechaba que sus sobrinas fueron víctimas de manoseo por parte de la pareja de su hermana, del cual desconoce datos filiatorios.

Ante este escenario, las pequeñas fueron auxiliadas y trasladadas al Hospital del Niño Jesús donde fueron asistidas por los profesionales. Tomó intervención la Unidad Fiscal de Violencia de Género y la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual de Capital, desde donde se aconsejó que sean examinadas también por el médico de la policía, se de intervención para el trabajo conjunto a Medicina Legar de la Policía y se ponga en conocimiento para su competencia a la Defensoría de Menores y a la Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia (DINAyF).

Fuente LV12