alberto fernandez se reunio



Un día después de más de 700.000 usuarios de la concesión de Edenor se quedaron sin luz, en medio de una fuerte ola de calor en todo el país, Alberto Fernández se mostró con el jefe de Gabinete, Juan Manzur, y habló de la «provisión de agua y electricidad». Fue el primer pronunciamiento oficial luego del apagón que golpeó a gran parte del Conurbano y la Ciudad.

Con temperaturas que superaron los 41° durante la tarde del martes, el nuevo pico de demanda energética se estableció a las 13.10, con 27.178 MW, y superó al número registrado el 29 de diciembre pasado.

En la previa, el Gobierno trató de reactivar importaciones eléctricas de Brasil, les pidió a las distribuidoras que reforzarán sus cuadrillas y salió a buscar combustibles destinados a la generación eléctrica. Sin embargo, el gran apagón confirmó el fracaso de esos planes.

Con ese marco, desde la Casa Rosada el Presidente se expresó este miércoles en las redes sociales. «Hoy analizamos con Juan Manzur el informe del Sistema Nacional de Gestión de Riesgo sobre la situación en las diferentes regiones frente a la ola de altas temperaturas que atraviesa el país y los recaudos que estamos tomando para la normal provisión de agua y electricidad«, señaló Alberto Fernández.

El Gobierno estimaba que, por las vacaciones, el consumo residencial -al menos en la ciudad de Buenos Aires y el Conurbano- podía disminuir, quitándole exigencia a las redes eléctricas. Pero eso no pasó. La ola de calor provocó el mayor consumo en todo el país.

Por otro lado, Alberto Fernández también se refirió a la labor de Gabriela Cerruti como portavoz del Gobierno.

 «Al cumplirse 3 meses de su designación como portavoz de la Presidencia, evaluamos con Gabriela Cerruti los avances y desafíos de gestión de la comunicación gubernamental y la necesidad de profundizar la relación con la prensa, las y los comunicadores y la opinión ciudadana».

La relación con Estados Unidos

A su vez, en el mismo hilo de Twitter, Alberto Fernández también se refirió a Santiago Cafiero y la relación bilateral con Estados Unidos en la previa del viaje del Canciller a Estados Unidos y en medio de la negociación con el Fondo Monetario Internacional por la deuda externa.

«Junto al canciller Santiago Cafiero, definimos los objetivos y la agenda de su próximo viaje a los Estados Unidos para seguir profundizando la relación bilateral, en el marco de nuestra mirada geopolítica sobre el nuevo orden mundial», señaló el Presidente.

Cafiero se reunirá el 18 de enero en Washington con el secretario de Estado estadounidense Anthony Blinken. La invitación del Departamento de Estado llegó el viernes (con un rango de fechas para la cita entre el 15 y 20 de enero) y finalmente este sábado se confirmó que será el martes 18, siempre y cuando la situación sanitaria por el brote de Covid no complique la visita.

«Ellos manifestaron siempre interés por la reunión y dijeron que sí», dijo Jorge Argüello, embajador argentino en Estados Unidos.

La reunión con Blinken será el primer cara a cara entre Cafiero y su par estadounidense y sucederá poco después de que la Argentina accediera a la presidencia de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).

Se descuenta que Cafiero recibirá preguntas sobre la gestión y los objetivos de Argentina en este foro. Si bien muchos analistas en Washington creen que la posición argentina en la CELAC es un desafío a Estados Unidos, otros señalan que para el gobierno de Joe Biden es mejor que sea Fernández que esté al mando del grupo y no alguien a quien consideran más radical como el boliviano Luis Arce.

El encuentro se dará además en medio de otra polémica en la que quedó involucrada argentina en el plano internacional: el embajador en Nicaragua, Daniel Capitanich, participó de la asunción del cuestionado Daniel Ortega, donde estuvo Mohsen Rezai, un iraní acusado por el atentado a la AMIA.

LM





Source link