El bloque de diputados nacionales del PRO que preside Cristian Ritondo, rebautizado ahora como “Frente PRO”, incorporó en las últimas horas al líder de Republicanos Unidos, Ricardo López Murphy, y a otros tres legisladores nacionales de San Juan y San Luis.

De esta manera, el Frente PRO pasa a tener un total de 54 diputados nacionales y amplia la diferencia en cantidad de integrantes respecto de la UCR, que quedó con 33 miembros tras el desprendimiento de los 12 legisladores de Evolución.

Además de López Murphy, Ritondo logró que se anexen al Frente PRO los sanjuaninos Susana Laciar y Marcelo Orrego, y el puntano Claudio Poggi.

Con la absorción de estas cuatro bancas, el PRO consolida la mayoría interna dentro de Juntos por el Cambio y contribuye a reducir la atomización dentro de la coalición parlamentaria opositora, que tenía 10 bloques.

Al PRO le siguen la UCR con 33 miembros, Evolución con 12, la Coalición Cívica con 11 y Encuentro Federal con 4 (el bloque que lideran Margarita Stolbizer y Emilio Monzó).

Estos cinco bloques constituyen la base de la alianza opositora en la Cámara de Diputados, y solamente se rehusaron a integrarse a una bancada más grande los monobloquistas Paula Omodeo (Creo – Tucumán) y Carlos Zapata (Ahora Patria – Salta).

“El Frente Pro ha incorporado a nuestro bloque numerosos partidos provinciales, como también importantes figuras que representan a la Argentina federal. Esto da como resultado una representación de 54 diputados, siendo el bloque más numeroso dentro de Juntos por el Cambio”, explicó Ritondo en declaraciones a Parlamentario.com.

Mientras tanto, continúan las gestiones internas en el radicalismo para reunificar los bloques tras el cisma que se produjo al calor del choque entre el sector mayoritario que lidera el jujeño Gerardo Morales a nivel nacional (y que en Diputados tiene como líder al cordobés Mario Negri) y el ala renovadora que encabeza el senador nacional Martín Lousteau (y que tiene como principales arietes en la Cámara baja al también cordobés Rodrigo de Loredo y al porteño Emiliano Yacobitti).

Luego de que ambos sectores hayan podido ponerse de acuerdo para integrar las autoridades del Comité Nacional (presidido por Morales), crecieron las expectativas en torno a la reunificación de las bancadas y hay optimismo en que hacia marzo habrá nuevamente un solo bloque de 45 miembros. 

Para presidir el interbloque habría consenso para que Ritondo, por pertenecer al bloque mayoritario dentro de la oposición, asuma el lugar que dejaría Negri, aunque la confirmación recién se dará el 18 de febrero en una reunión de la mesa nacional de Juntos por el Cambio en Santa Fe.