1647310054 sm



md

No hay una fórmula secreta para enfrentar las adversidades. Hay quienes sin pensarlo le «ponen el pecho» y otros que prefieren aportar una cuota de humor para alivianar la situación.

Relacionado con esto, un usuario de Twitter decidió compartir el estado de WhatsApp de su mamá y del marido de ella, en un día muy particular, ya que iban a someter a su padrastro Mauricio a una cirugía.

«Hoy operan del corazón al marido de mi vieja», adelantó y mostró las capturas de pantalla de lo que habían subido su madre y el hombre. Ella: «Fuerzas mi vida… Te doy las mías de ser necesario… Te amo». Él: «Tengo ganas de comer milanesas con papas fritas. ¡Qué rico!».

Se volvió viral gracias al mensaje que puso su padrastro

La evidente diferencia entre ambos adultos en un momento tan difícil terminó siendo cómico y es por eso que en cuestión de horas el tuit se volvió viral con casi 50 mil “me gusta”. Muchos se sintieron identificados, ya sea con la dinámica de la pareja o con los deseos de Mauricio.

«Por favor, ¡qué tipazo!», «Él me representa fuerte», «Qué hombre», «Todos somos Mauricio», «El hombre merece seguir vivo», «Si me muero o como una milanesa con papas fritas salgo ganando sí o sí», «Muy yo», fueron algunas de las frases que más se repitieron.

«Todos somos él. Justo estaba por hacer unas milangas con fritas, digo, no sé», aportó Carlos Reuque. «Siempre con una sonrisa y una milanesa con papas fritas ante las adversidades», aseguró Martín Sarmiento. «Lo que se dice tener las prioridades bien marcadas», pensó Jimena.  «Claramente, él es el más acertado», se rió otro usuario.

Celeste Penisi aseguró que algo similar podría acontecer en su matrimonio. «Me podría pasar tranquilamente. Solo que mi marido lo que quiere siempre son hamburguesas». «¿Lo operan del corazón o le ponen uno?, se preguntó jocosamente un hombre.

Por otra parte, a Valeria le llamó la atención otro detalle, el nombre con el que aparecía en WhatsApp la mujer. «¿Cómo vas a agendar a tu mamá como Gabriela?», le preguntó. Si bien el autor del tuit no le respondió, otro usuario le dio su opinión: «No sé si sea el caso, pero hubo un tiempo en que aconsejaban agendar a nuestros padres con sus nombres, para evitar extorsiones si perdíamos el celular». «Esa es buena, nunca la creí así», le agradeció Brian.

Fuente: Crónica





Fuente Nuevo Diario