1680470691 sm

domingo 02 de abril de 2023

Es de público conocimiento que Ana Obregón fue mamá a los 68 años, por medio del método de subrogación de vientre. Luego de haber perdido a su hijo, como consecuencia de una enfermedad terminal, la presentadora española intenta calmar un poco de ese dolor con la llegada de su segunda hija. 

La llegada de la pequeña, inscripta como Ana Lequio Obregón, provocó que se produzcan y alimenten muchas teorías terribles en torno al nacimiento. Al parecer, hace más de tres años se habría pensado el plan, teniendo en cuenta el triste diagnóstico que atravesó al hijo de Obregón, que falleció a la edad de 27 años. 

No hay dudas de que este tema abrió un debate profundo en la sociedad, ya que la presentadora española tiene una edad en la que estaría más cerca de ser abuela que de ser madre. Además, la escalofriante versión de que su hijo fallecido habría aportado el material genético para realizar la subrogación de viente, provoca sensaciones horribles en muchas personas. Informa Voces Críticas.

Además de que Ana Obregón perdió a su hijo, también sufrió el fallecimiento de sus padres en poco tiempo, por lo que el dolor es fatal. Sin embargo, eso no es suficiente, ya que su familia tampoco aprueba su decisión de traer otra hija al mundo y eso provocó que hagan terribles declaraciones.

Ana Obregón inscribe a su hija como Ana Lequio Obregón en el registro de  EEUU

Una fuente muy cercana confirmó que su decisión fue tomada hace más de tres años, además de que es muy factible la versión de que su propio hijo sea el ‘padre’ de su hija recién nacida, debido a que Obregón siempre afirmó su deseo de que ella y su hijo estuvieran unidos para siempre. 

Ana Obregón ha sido madre. Esta es la casa en la que vivirá con su hija en  La Moraleja (Madrid). ¡Entremos!

Por otra parte, consideran que la presentadora debe ser la encargada de aclarar todos los términos, aunque se tome el tiempo suficiente para digerir todos sus sentimientos. Sin embargo, a pesar de lo que pueda revelar, el público ya sacó sus propias conclusiones, que serán muy difíciles de negar. 

/Fuente Voces Criticas