1678653982 sm

domingo 12 de marzo de 2023

El príncipe Harry y Meghan Markle no son los únicos miembros de la actualidad de la familia real británica que se envuelven en constantes escándalos, ni por asomo. El príncipe Andrés sigue en el ojo de la tormenta y ya no tiene a su madre, Isabel II, para que lo consienta. Las decisiones ahora recaen sobre su hermano, Carlos III.

Y es que luego de las denuncias por abuso de Virginia Giuffre las consecuencias se dispararon en su vida: la pérdida de títulos reales, la preparación de una película de Netflix sobre su vida, el despojo de su mansión Royal Lodge son algunas de ellas.

lg

Lo más reciente que ocurrió es en relación con la coronación de Carlos III que se avecina, y en la que le prohibió a su hermano menor lucir la túnica de los caballeros de la Jarretera. Pero eso sigue sin ser lo peor.

El príncipe Andrés recibe desde hace años un tratamiento especial de un gurú indio, que consiste en masajes, terapia holística y cánticos. Sin embargo, esto tiene un costo.

lg

Hasta su muerte, los costos de su terapia eran financiados por su madre. Ahora que el monarca británico ocupa su lugar, se pusieron en suspenso las cuentas. Precisamente, Andrés le pidió a su hermano mayor una factura anual de alrededor de 40 mil dólares por los servicios del curandero. Sin embargo, este fue rechazado.

El monarca inglés es consciente de la crisis del país actual y no piensa aportar a las excentricidades de su hermano. Ahora, estaría por dar una entrevista que tal vez defenestre al rey inglés a causa de sus consecutivas acciones hacia él.

/Fuente Voces Criticas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *