A dos dias de asumir Jorge Almiron sumo su primera

San Lorenzo obtuvo una importante victoria en el clásico frente a Boca Juniors, con un marcador de 1-0 en el Nuevo Gasómetro. El partido correspondió a la undécima fecha del Torneo de la Liga, donde el equipo de Rubén Insúa demostró su solidez y virtudes claves para la gran campaña que vienen haciendo. Además, significó el debut de Jorge Almirón en el banco boquense.

Desde el inicio del partido, se pudo notar que sería una jornada intensa, con mucho roce y poco juego. Nahuel Barrios fue la figura del encuentro, mostrando sus habilidades, tomando riesgos y generando oportunidades de pase para su equipo. Con su aporte, el Ciclón logró ser letal en su primera oportunidad de gol, mientras que el Xeneize no pudo concretar en la hora decisiva.

El gol de San Lorenzo se produjo en los primeros minutos del encuentro, cuando Iván Leguizamón recuperó una pelota tras la caída de Bruno Valdez, quien sufrió una lesión muscular. Luego de una corrida por la banda izquierda, el jugador del Ciclón pateó y la pelota se desvió en Pol Fernández, complicando al Chiquito Romero y marcando las debilidades defensivas de Boca Juniors.

 

El equipo de Rubén Insúa fue más claro que el conducido por Jorge Almirón, quien, luego de ser anunciado como entrenador, explicó que buscarían acostumbrarse a jugar cada tres días, por lo que volvieron a poner a los titulares en el campo, con la excepción de Frank Fabra, quien se encontraba lesionado.

Durante la etapa inicial, Boca Juniors estuvo a punto de quedarse con un jugador menos en el campo. Agustín Sández cometió una falta dura sobre Agustín Giay, lo que llevó al árbitro Facundo Tello a mostrarle una tarjeta roja. Sin embargo, la intervención del VAR permitió al árbitro corregirse y mostrarle una tarjeta amarilla en lugar de la roja.

Finalmente, a los 15 minutos del segundo tiempo, Jorge Figal fue expulsado tras cometer una falta sobre Andrés Vombergar, lo que le valió su segunda tarjeta amarilla del partido. Con la expulsión del zaguero, el Xeneize se quedó con 10 jugadores en el campo, lo que casi había ocurrido antes con Sández. Informa Voces Críticas.


Fuente Voces Criticas